Por Isaac Salgado Ramírez*

La Ciudad Paralela - Vivienda INVU Ciudad 3

En nuestro país, se entiende la vivienda de interés social como la que se construye con subsidio del estado, que tiene un bajo costo y es dirigida a una población de bajos recursos. Esta forma de entenderlo genera grandes sesgos y limita las posibilidades que tiene la vivienda de interés social en la construcción de la ciudad y de los asentamientos humanos. De igual forma esta manera de entenderlo provoca que la inversión del estado no sea la más efectiva. Es por esta razón que no se debe enfocar una política de vivienda y su relación con el territorio desde los aspectos económicos, sino que los aspectos económicos deben responder a la situación socioespacial del país.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

La ciudad paralela-arquitectura de periferia asfalto 1

 

Algunas zonas periféricas del GAM se han transformado en las últimas décadas en verdaderos centros de entretenimiento, cultura y consumo. Son sectores donde, además de las tiendas, cines y restaurantes ya consolidados, cada vez más es posible asistir a galerías de arte, teatros, y a eventos masivos como ferias de moda, de comida orgánica, conciertos, etc. Dichas actividades son rentables porque su público meta no quiere ir a los centros urbanos tradicionales. No porque allí no exista oferta cultural, de entretenimiento, o de consumo, sino porque hay presas y es difícil encontrar parqueo. Él éxito comercial de la periferia radica, en gran medida, en que una gran parte de la población se acostumbró a ir solamente en carro a cualquier lugar al que necesite llegar. Quienes diseñan la periferia lo saben y han creado edificios donde el chofer es el privilegiado. Se puede decir que la arquitectura de la periferia es diseñada en función a quien busca parqueo.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

Para la mayoría de las personas, San José es su centro; no es un cantón ni mucho menos una provincia. Con su condición de centro se vuelve un referente definitorio para la identidad nacional, a raíz de la centralidad institucional, política, simbólica que históricamente se ha asentado hacia este punto del país, partiendo del hecho de que la centralidad en una ciudad se da por reunir una serie de variables y condiciones; es un rol, y se refiere a un proceso, no necesariamente a una ubicación física de centralidad.

Los centros históricos son un registro vivo que conserva el testimonio del pasado y su transformación para trascender y adaptarse para convivir con el presente. Preservan la evidencia del mito fundacional que la dota de un interés patrimonial (tangible e intangible) que le da “sentido” y consistencia al espacio que vivimos, ya que el suelo que hoy transitamos ha sido testigo de innumerables capas de historias de transformación constantes que el tiempo erosiona, y da como resultado la posibilidad de hacer una lectura retrospectiva de este palimpsesto; entender la actualidad como un resultado de transformación constante de la forma y la función de la ciudad, entendiéndola como lo que “permanece a través de sus transformaciones”[1].

Seguir leyendo

{ 3 comments }

Dispersion urbana heredia - la ciudad paralela

(I)     Desde hace varios años, especialmente tras el estímulo dado por parte de la Municipalidad de San José a la construcción de torres habitacionales, se ha hablado en Costa Rica de la necesidad de “construir hacia arriba” y detener la expansión de la mancha urbana del Gran Área Metropolitana (GAM). Si bien es cierto que la cantidad de edificios de vivienda en altura ha aumentado, incluso fuera de San José, sigue predominando el desarrollo de urbanizaciones y condominios de baja densidad, compuestos por viviendas unifamiliares y donde difícilmente se encuentran edificios no-residenciales. Esto solo contribuye a la dispersión urbana del GAM.

Seguir leyendo

{ 3 comments }

ciudad y niñez

ciudad y niñez

Por Luis A. Durán Segura*

Cada vez son más los trabajos de acción arquitectónica que se interesan por integrar a la niñez y sus contemplaciones y puntos de vista. Cuestión sintomática de un proceso general en donde se ha reconocido y criticado la existencia de relaciones históricas adultocéntricas que dominaban casi la totalidad de las agendas sociales. No en vano se puede recordar que los niños, a partir del siglo XIX, comenzaron a ser intensamente protegidos respecto a lo “público” y tuvieron un repliegue hacia las esferas “privadas” y “hogareñas”. Apareció la infancia como una categoría de tránsito, como una etapa únicamente de preparación para lo que sí vale: la niñez como expectativa, valorada por lo que será o dejará de ser.

Para no ir más lejos, la etimología misma del término infante (del latín infantis: “el que no habla” o “el que no puede hablar”) es bastante expresivo sobre esta condición. Justamente, ha persistido una concepción de la infancia dominada por la falta de “palabra”, de criterio, de responsabilidad, de discernimiento y de madurez. Esta invisibilidad se debe no solo al estatus jurídico dependiente que se les asigna; sino también a las limitaciones conceptuales relativas al campo de lo que se considera una participación efectiva. Negación que no aparece con los mayores de edad o adultos, quienes son considerados seres juiciosos y racionales, es decir, completos y plenos.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

la ciudad paralela - micro vigilancia 3

Si usted es de los que habitualmente atravesó caminando el Campus Rodrigo Facio (San Pedro) de la Universidad de Costa Rica en los últimos no tan pocos años, habrá notado que hay una serie de casetas para guardas que por largo tiempo han estado vacías. No son mucho más grandes que las que se ven en cualquier urbanización josefina, sin embargo los materiales y uno que otro detalle evidencian que en su diseño y construcción hubo más momentos de creatividad y dinero que en la caseta de guarda promedio. A pesar de lo bien logrados, estos micro-edificios pocas veces fueron vistos en uso. En mi diario caminar desde mi antiguo apartamento hacia la Escuela de Arquitectura durante años (no pregunten cuántos) pasaba al frente de al menos una de esas casetas, y puedo recordar solamente dos ocasiones en que vi un funcionario dentro. Con el tiempo se convirtieron en una especie de “mupis” o vallas donde aparecían mapas del Campus o información de eventos institucionales. Mi interpretación al ver aquello fue que en realidad las casetas para guardas nunca fueron necesarias, y que luego de la inversión había que hacerlas útiles de alguna manera.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

 

"una aldea alrededor de un teatro"

“una aldea alrededor de un teatro”

Bajo la premisa de la condición efímera de las referencias urbanas, tanto en su dimensión física como simbólica, se elige el Teatro Nacional como caso para ponerla en perspectiva, en vista de que es un elemento arquitectónico que fue concebido como respuesta a una necesidad imperante para la sociedad burguesa que detentaba el poder en su momento, y ha permanecido desde entonces jugando un papel simbólico distinto conforme suceden las generaciones. A partir de la construcción de esa radiografía espacio-temporal del Teatro, se busca poner en relieve los procesos socio-culturales que se entretejen alrededor de un elemento urbano-arquitectónico que lo hacen trascender para llegar a ser una referencia que proporciona orientación en la ciudad, y cómo, por el contrario, las dinámicas urbanas pueden también evolucionar en nuevas condiciones y restarle este rasgo a una referencia.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

Direcciones "a la tica"

Direcciones “a la tica”

El tema de las referencias urbanas y cómo los costarricenses las usamos para dar direcciones y ubicarnos en la ciudad (lo que los periodistas llaman “direcciones a la tica”), ha sido mi tema de investigación por los últimos meses, y por algunos más que vendrán. Al tirarme a la calle y hacer una primera práctica con personas al azar que caminan por San José, me topé con la sorpresa de que hemos ido perdiendo esa habilidad que nos hacía tan singulares, la de contar con un GPS mental y ser capaces de evocar objetos urbano-arquitectónicos para decirle al otro cómo llegar a un lugar, con referencias presentes o desaparecidas que enriquecían la memoria urbana a través del decir.

Esto me hizo acudir a los carteros: cartógrafos innatos de a pie y másteres del know how de la interpretación del discurso confuso y ambiguo de las direcciones costarricenses para lograr dar con ellas. El diario trajín, las metodologías y los absurdos con los que tienen que lidiar es un poco de las intenciones a tratar en esta ocasión.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

 

flickr.com/anitaguzfer

flickr.com/anitaguzfer

Por Marcela Vargas*

 

“No puede ser / Esta ciudad es de mentira / No puede ser que las brujas sonrían a quemarropa / y que mi insomnio cruja como un hueso / y el subjefe y el jefe de policía lloren /  como un sauce y un cocodrilo respectivamente / no puede ser que yo esté corrigiendo las pruebas / de mi propio elogiosísimo obituario / y la ambulancia avance sin hacerse notar / y las campanas suenen sólo como campanas.

No puede ser / Esta ciudad es de mentira / O es de verdad / y entonces / está bien / que me encierren.

{Fragmento_ Esta ciudad es de mentira. Mario Benedetti}

Seguir leyendo

{ 0 comments }

la ciudad paralela - casetas 3.1

 

Por Karen Fonseca Rodríguez y Mariana García León*
Parte 3/3
-

¿QUÉ PASARÍA SI ANALIZÁRAMOS  ARQUITECTÓNICAMENTE CADA UNO DE LOS PRISMAS RECTANGULARES VIGILANTES DE TODA LA CIUDAD?

Es interesante prestarle atención a estas estructuras que se reparten por todo el país, pues contemplan muchos ámbitos en un espacio tan pequeño, y se podría decir que es el menor espacio con mayor cantidad de programa, pues de hacer una casetilla de guarda habría que pensar en hacer: una casa para un individuo, un hito de ubicación, un elemento de seguridad, un interruptor urbano, un controlador de flujos, un espacio representativo,  un ahuyentador de peligros, un servicio sanitario, un punto de encuentro, un proyector de información, un segregador barrial, un catalizador de problemas, entre otros.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

la ciudad paralela - casetas 2.1

Por Karen Fonseca Rodríguez y Mariana García León*
Parte 2/3
-

¿QUÉ PASARÍA SI SU CIUDAD FUERA SEGURA? ¿SI USTED NO  TUVIERA EL MIEDO CONSTANTE DE QUE ALGUIEN SE LE VA A METER A ROBAR A LA CASA O LE VA A HACER UN BAJONAZO MIENTRAS PARQUEA SU CARRO EN SU COCHERA?

Vivimos inmersos en el urbanismo del miedo y en la cultura de la desconfianza, lo cierto es que todos los días salimos de la casa con temor de lo que nos podría pasar; sin embargo, sabía usted que en el año 2011 la tasas de robos y homicidios fue apenas de un 10.3 por cada 100 mil habitantes, entonces ¿Porqué es que se perciben índices del 70% de inseguridad? y ¿Porqué es que es mayor entre mujeres, personas de más de 50 años y personas con mejor situación económica? Según datos de la Escuela de Estadística de la Universidad de Costa Rica.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

la ciudad paralela - casetas 4
Por Karen Fonseca Rodríguez y Mariana García León*
Parte 1/3
-
¿Qué pasaría si…? Este foto-ensayo trata de un elemento urbano muy común, pero aterrador en las ciudades de Costa Rica: las pequeñas casetas de guardas de seguridad privada que se establecen en la mayoría de los bloques residenciales son señal de los altos niveles de inseguridad que sus habitantes siente y perciben. Curiosamente, estas pequeñas casetillas se han vuelto comunes dentro de la cotidianidad de la ciudad que pasan desapercibidos. Sin embargo, estas han llevado a cabo la enorme y compleja labor de crear un sentido colectivo de seguridad, real o no, dentro de la dinámica urbana.La proliferación de estos elementos es un hecho, pero entonces ¿si empezamos a verlos como lo que realmente no son? ¿Son un producto de nuestro delirio colectivo o solamente una simple indicación de la utopía? Nuestro enfoque es hacerlas visibles, transgredir la invisibilidad en la que están envueltas estas entidades, y tratar de percibirlas como “peculiaridades ordinarias” en el tejido urbano, abriéndolos a la posibilidad de la utopía, por lo tanto, imaginar nuevos escenarios para la ciudad en el presente.

Seguir leyendo

{ 0 comments }

Ir al mall es divertido y no es pecado

Niños jugando en una piscina en medio de Multiplaza Escazú; una cancha de fútbol en medio mall. Si bien se trataba de una exhibición de productos,  fuimos testigos de un escenario exagerado de lo que ya sucede normalmente en muchos centros comerciales. El mall es un playground; los niños van al mall a jugar mientras sus padres compran. Además en el mall hay seguridad (se supone) y control climático. Ésto ha derivado en una excelente estrategia comercial que desde hace décadas ha sido exitosa para atraer clientes: entretener en un ambiente controlado para luego vender.

Seguir leyendo

{ 1 comment }

direcciones "a la tica"

direcciones “a la tica”

 Introducción

Existe en nuestro contexto local, en el caso específico de San José, una manera particular de reconocer la ciudad a partir de la cual, se construye un sistema de referentes simbólicos y urbano-arquitectónicos aprehendido y consolidado por un gran porcentaje de la población, con el que se orienta y brinda direcciones. Este fenómeno, conocido popularmente como “direcciones a la tica”, ha sido tema de interés municipal ya que si bien es una manera natural aprendida y transmitida por generaciones, se vuelve confuso para sectores como el sistema de correos, el turismo urbano-cultural y la dificultad que suele presentarse en general para llegar a un destino cuando no lo conocemos. Por estas razones, la Municipalidad de San José ha invertido esfuerzos y dinero en un nuevo sistema de nomenclatura para numerar las calles y avenidas instalado en el 2012, basado en un sistema abstracto similar al que se usa en ciudades como Nueva York, en donde no es necesaria la memorización de elementos urbanos para dar con una dirección (como sí lo es en nuestro contexto).

Seguir leyendo

{ 0 comments }

la ciudad paralela - ciudad alterna 3

por CIUDAD ALTERNA *

San José no es conocido por ser una ciudad caminable y amigable para el peatón. En muchos casos encontramos falta de aceras, ausencia de zonas peatonales ó vehículos atravesados en las intersecciones. Deambulando por Barrio Otoya, topamos con la grata sorpresa de una acción ciudadana que reclama el derecho a un paso cómodo y seguro al caminar por la ciudad.

Seguir leyendo

{ 1 comment }